Atención Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario y para realizar funciones propias del sistema de compra. Continuando, asumes la política de cookies de nuestro sitio.OK

logo facebook logo twitter logo youtube logo pinterest logo instagram 

                   

                   

Deco boho chic

19/09/2019
por Ventura's Workshop

deco boho chic

Si te gusta la decoración, seguro que ya habías escuchado hablar de la decoración boho-chic. Ha estado y sigue en tendencia durante muchos años y es un estilo muy popular por redes sociales, especialmente Instagram y Pinterest. Así que aunque no hayas sido muy consciente de ello, seguro que te has topado más de una vez con este estilo, sólo que no conocías su nombre. Así que no sólo te lo vamos a presentar en esta entrada, sino que también vamos a explicarte sus claves más importantes para recrearlo en tu hogar.

 

¿Qué es la decoración boho-chic?

La decoración boho-chic es una variante del estilo boho (o bohemio) que se aleja un poco de su estética caótica tan típica. Su base decorativa es la del estilo bohemio, pero se matiza con elementos elegantes y sofisticados (de ahí proviene la parte “chic”) que suavizan un poco los excesos tan propios del estilo bohemio y le añaden elegancia. Con el estilo boho-chic lo que buscamos es aportar un aire desenfadado a nuestro hogar pero sin llegar al punto caótico tan característico del estilo bohemio.


Vía Bestchromegames


Vía hippibohogypsie

Sin embargo, pese a no ser tan caótico, el estilo boho-chic sigue siendo un estilo muy alegre y vitalista, en el que la libertad decorativa prima por encima de todas las cosas. Si queremos definir qué es la decoración boho-chic, podríamos decir que se trata de un mix entre hippie, étnico, oriental y retro. Dicho así parece todo un caos, pero en realidad con esta combinación de estilos lo que se consigue es un hogar desenfadado y eclético, que tiene una atmósfera única y muy personal.

Así que no temas mezclar texturas, diseños y estilos, pues esa es la gracia de esta tendencia. Eso sí, siempre con un poco de mesura para no saturar el ambiente. Por ello, te mostramos sus claves más importantes.


Vía dandjhome

Cinco claves de la decoración boho-chic

1.- Texturas y telas exóticas

Las telas y texturas son claves en la creación del estilo boho-chic. La mezcla de estampados tribales y geométricos son su seña de identidad. Las texturas pueden ser de muchos tipos: terciopelo, seda, lino, crochet, por ejemplo.

Las alfombras y cojines son dos elementos esenciales. Las primeras quedan ideales tanto en el suelo como en las paredes e incluso se pueden cubrir con ellas muebles. Si las utilizas para decorar las paredes, lograrás crear un ambiente cálido y acogedor, además de crear una atmósfera única. Si las alfombras no te convencen, puedes optar por tapices en macramé, muy en tendencia.

Los cojines, por su parte, no temas utilizarlos en grandes cantidades combinando diferentes formas, diseños, estampados y colores. La gracia reside en que sean diferentes entre ellos, nada de cojines iguales.

Puedes animarte a poner cojines en el suelo junto con alfombras para crear un rincón chill-out ideal para desconectar y relajarse tras una dura jornada de trabajo, o también para invitar a amigos/as y disfrutar juntos un buen rato.

Los pufs también cobran protagonismo en la decoración boho-chic. Así que también puedes añadirlos en tu rincón chill-out o en cualquier zona de tu sala de estar.


Vía bloglovin

Vía decoholic

2.- Vitalidad de colores

Los colores propios del estilo boho-chic suelen ser intensos, alegres y vibrantes. Y aunque la paleta de colores utilizada es muy amplia, no todos los colores son aptos para este estilo. Requieren de intensidad y vitalidad, así que oscuros como el negro mejor dejarlos para detalles y poco más.

Destacan los tonos tierra, terracota y borgoña, junto con tonalidades más suaves y colores de la naturaleza (azules y verdes).

Las tonalidades neutras junto con el blanco juegan un papel muy importante dentro de esta tendencia decorativa. Sirven de telón de fondo perfecto para la creación del ambiente. Aportan una base para que todos los colores que pongamos combinen con naturalidad y sin estridencias. Sobre una base neutra los colores vibrantes y llamativos son más aceptados, y es más fácil evitar la saturación y estridencias. Ayudan además a crear un ambiente desenfadado. Por así decirlo, los colores neutros nos sirven de lienzo para crear todo lo demás.


Vía jakadecor

3.- Plantas

Una de las máximas del estilo boho-chic es que cuanto más plantas, mejor. No temas inundar de verde tu hogar. Anímate a crear una jungla con plantas en todas partes y sin orden. No temas utilizar macetas de diferentes estilos y tamaños, porque eso añadirá más puntos y carácter. Las macetas suelen ser de materiales naturales o sin tratar como por ejemplo ratán, terracota, madera o algodón.

Incluso pueden animarte a colgar alguna de ellas (si te gusta la idea mira nuestro columpio de madera decorativo, te va a encantar) , es ideal para aprovechar el espacio y ayudará a crear la sensación de jungla que se busca en este estilo.

4.- Motivos étnicos

Los estampados étnicos son muy característicos del estilo, como así lo son los geométricos. Así que no temas mezclarlos y combinarlos de manera arbitraria, aunque parezca que no terminen a combinar entre ellos, ya que eso es la esencia del estilo. Como ya hemos comentado, las reglas en la tendencia boho-chic no existen.

El estilo boho-chic suele estar compuesto por una colección de artículos que en realidad son recuerdos, lo que aporta mucha, ya que no sólo decoran la estancia, sino que también nos evocan diferentes recuerdos y memorias. Esta decoración especial puede mezclar todo tipo de culturas y estilos convirtiendo tu hogar en un museo de tus viajes por el mundo. La fusión de culturas se acepta en este estilo, y más si se trata de artesanía de cada rincón del mundo.

5.- Vintage y hecho a mano

Los elementos vintage tienen cabida también en este estilo, como también los objetos hechos con materiales naturales, y más si están hechos a mano.

El toque vintage lo puedes aportar con muebles antiguos, de líneas redondeadas y pintados de un color más neutro o vivo que la tonalidad de la madera.

Como ya has podido comprender, las reglas no existen dentro del estilo boho-chic. Está permitido mezclar, ser eclécticos. No importa si combinamos lo vintage con lo moderno, ni tampoco diferentes estampados, diseños o texturas. El estilo boho-chic nos anima a perder el miedo de combinar objetos que a priori nos parece que no casan entre sí. Es un estilo que se nutre de colores vibrantes y textiles estampados. En este estilo la diversidad siempre suma, aunque debemos hacerlo con elegancia, eso sí. Es por ello que, como en toda tendencia, el equilibrio es importante. Sobre todo si no queremos acabar saturando nuestro espacio. Recuerda que tras toda esta combinación arbitraria y sin reglas existe una base en tonos neutros que no ayudará a equilibrar el ambiente. ¿Te animas a que el espíritu boho-chic invada tu hogar?